Parásitos (Banda Sonora Original)
Parásitos (Banda Sonora Original)
febrero 6, 2020
Nicolas Cage contra animatronics diabólicos
febrero 25, 2020
Crimen a contrarreloj (2019)

Imagen por cortesía de © Blumhouse / Universal Pictures Spain

#CriticadeMiedo

Crimen a contrarreloj

La enésima premisa cinematográfica que entrecruza líneas de tiempo distintas para salvar la vida de la protagonista, malograda por la desidia de su realizador, que desaprovecha la práctica totalidad de las posibilidades de la historia para preferir ofrecer un combinado de thriller policial/melodrama familiar de patente vulgaridad. Storm Reid y su más que obvia imitación de la Zendaya de «Euphoria (Serie TV, 2019– )» acapara sin el menor pudor todo el interés de esta película, aunque no logra salvar la mediocridad de la misma.

Título original: Don’t Let Go (USA, 2019) Color 103 mins.
Director: Jacob Estes
Reparto: David Oyelowo, Storm Reid, Mykelti Williamson, Alfred Molina

★✰✰✰ Don't Let Go (2019) on IMDb


Abiertamente inspirado en otros tantos films de historias anacrónicas, donde la narración se ve alterada con saltos hacia delante o hacia atrás con respecto a su presente, como Frequency (2000) de Gregory Hoblit, donde otro detective es contactado por su propio padre en una vieja radio de radioaficionado para evitar el asesinato de su propia madre a manos de un asesino en serie, o The Caller (2011) de Matthew Parkhill, donde una mujer recibe llamadas del pasado en un viejo teléfono de una mujer desconocida que pretende asesinarla mientras es aún una niña, el californiano Jacob Estes rebusca en esos modelos una historia de cambio de destino y entrecruzamiento de líneas temporales para, en última instancia, evitar un asesinato que ya ha sucedido.

Salvar el presente, cambiando el futuro, es la misión que tiene un detective de homicidios, quien tras encajar la trágica noticia de que su fracasado hermano ha matado a toda su familia, comienza a recibir llamadas imposibles de su sobrina muerta. A partir de este momento, el detective iniciará una frenética carrera contrarreloj para salvar la vida de la adolescente.

Crimen a contrarreloj cuenta con dos historias paralelas, un tropo muy común en las anacronías, en las que Estes no parece muy convencido en ahondar demasiado y, dado que la historia avanza hacia un desenlace esperable, el director y escritor pone todo su interés en la forma y el estilo más que en el contenido, manteniendo un ritmo alto, en permanente movimiento de travellings acelerados y temblorosas tomas de cámara. La lástima es que ni la fuerza visual, ni la acción más o menos acelerada, son suficientes para sacar a esta película del fondo del cajón de la vulgaridad.

Jacob Estes sorprendió de alguna manera con su primera película como realizador Mean Creek (2004) , pero hace demasiado tiempo de eso y se nota en cuanto a que no aporta ideas interesantes, ni en contenido, ni en forma, que generen cierta incertidumbre entre el espectador. Crimen a contrarreloj está demasiado lastrada por un guión irregular, al que le falta consistencia y momentos realmente inquietantes, que mantengan en vilo al espectador. Y, entre el abuso de las prolepsis, las disonancias y las transgresiones narrativas forzadas para seguir moviendo la trama en una dirección anticipable, que no impresiona, y acaba llegando a un supuesto desenlace sorpresa, que resulta absolutamente virgen de imaginación.

En el plano de las interpretaciones, David Oyelowo y Storm Reid se salvan de la monotonía, pero por los pelos. Esta última además parece una copia de carbón, tanto física como interpretativamente, de la actriz y cantante Zendaya, con quien además coincidió en Euphoria (Serie TV, 2019– ) . Oyelowo, a quien los aficionados al género ya vieron en The Cloverfield Paradox (2018) crítica, también defiende su papel con cierta solvencia pero, el abuso de los primeros planos de los protagonistas pegados a sus respectivos teléfonos, sin mucho más que hacer, tampoco ayuda demasiado.

En resumidas cuentas, típico producto de serie B perpetrado por Blumhouse Productions, que se adecúa a la perfección a los cánones habituales de la productora de Los Angeles: bajo presupuesto y consumo rápido, donde todo resulta demasiado confuso e insustancial, que puede pretender una cierta voluntad de estilo pero fracasa en todo lo demás.




terrorbit
terrorbit
Escritor y amante de cine de terror. Superfan de las películas de zombies, cuantos más zombies, mejor. Desde mis ojos, cuatro décadas viendo cine de terror os contemplan.